No participación en el referéndum Kanaky - Nueva Caledonia

Colonialism Reparation apoya la no participación en el referéndum del 12 de diciembre de 2021, ridícula consulta de autodeterminación sin la población colonizada, como paso hacia la independencia de Kanaky - Nueva Caledonia y pide a Francia que presente excusas y indemnizaciones por el período colonial.

El 4 de noviembre de 2018 se ha realizado el primero de los tres referendos sobre la independencia, previsto por el acuerdo de Numea de 1998, que ha visto la victoria de los anti-independentistas con el 56,40% de los votos.

El 4 de octubre de 2020 se ha realizado el segundo referéndum que ha visto la victoria de los anti-independentistas con solo el 53,26% de los votos.

El 17 de febrero de 2021 el Congreso de Nueva Caledonia elige a los miembros del decimoséptimo Gobierno, en que por primera vez desde 1984 los independentistas obtienen la mayoría, pero que solo entra en funciones el 16 de julio de 2021 después de una semana de la elección del Presidente Louis Mapou.

El 2 de junio de 2021 el Ministro de ultramar Sébastien Lecornu, aprovechando del acuerdo del decimosexto Gobierno saliente de Nueva Caledonia por mayoría anti-independentista, anuncia en nombre del Gobierno francés que el tercer referéndum se celebrará el 12 de diciembre de 2021.

El 12 de noviembre de 2021, a pesar de las numerosas peticiones de aplazamiento para garantizar una campaña electoral justa y no perturbada por la epidemia COVID-19 y las elecciones presidenciales francesas, el Alto comisionado de la República en Nueva Caledonia Patrice Faure anuncia en nombre del Gobierno francés el mantenimiento de la consulta el 12 de diciembre de 2021 por miedo a perder bases militares y yacimientos de níquel. Se multiplican así las invitaciones a no participar, desde el Comité estratégico independentista de no participación (formado por FLNKS, MNSK, PT, DUS, MOI, USTKE, FLS, CNTP) a Solidaires, desde la Unión calédonienne a Survie, desde MJKF y AISDPK a Palika.

Colonialism Reparation apoya la no participación en el referéndum del 12 de diciembre de 2021, ridícula consulta de autodeterminación sin la población colonizada, como paso hacia la independencia de Kanaky - Nueva Caledonia y pide a Francia que presente excusas y indemnizaciones por el período colonial, devolviendo también las tierras arrebatadas y las enormes ganancias derivadas de la extracción de níquel.